Estudiar muchas piezas de guitarra no es bueno

Existen dos maneras de aprender las piezas para guitarra clásica:
Una es estudiar muchas piezas y partituras, tocar todas las obras y estudios acumulados en un montón sobre nuestro atril y pasar al terminar a otro montón de partituras diferentes, acumulando al final del proceso un número elevado de piezas leídas, tocadas, pero sin perfeccionar.

Otra forma

La otra manera es enfocarse en un numero reducido de piezas y estudios y poner el foco en ellas, solo en estas pocas, perfeccionándolas y sobre todo, disfrutando del proceso. En este último caso, lo más importante es conseguir satisfacción con la lectura y el ritmo, con el sonido, los fortes, los pianos, fijándonos en el color de las cuerdas al pulsarlas en diferentes alturas, la pulsación de los dedos, la velocidad de ejecución, el fraseo…

Enfocarse en el resultado

Esto nos hará ponernos contentos porque no nos estaremos exigiendo resultados de números, conseguir objetivos, intentar terminar catorce estudios en un mes, ni cosas exageradas parecidas.

Nos estaremos exigiendo el perfeccionamiento y el disfrute de una pieza o dos bien hechas, satisfacción porque estamos más relajados sabiendo que con pocas partituras vamos a terminar lo que estamos haciendo en poco tiempo.

Lentitud

Ir más despacio no es ir peor, es simplemente poner el foco en un número reducido de cosas y hacerlas lo mejor posible.
En los conservatorios, es habitual trabajar programando por trimestre, aproximadamente tres piezas de diferentes épocas, y cuatro estudios de diferentes autores. No más.

El objetivo

El objetivo como decía es terminarlos todos en el plazo de tres meses, por trimestre.

En este caso poner un número elevado de material para estudio está justificado ya que lo que se pretende es que el profesor vaya explicando todas las curiosidades, dificultades, trucos y soluciones en cuantas más obras, estudios y piezas aparezcan mejor, para así terminar un curso teniendo una amplia visión de cómo trabajar y solucionar problemas con diferentes tipos de obras.
Nosotros en casa también podemos trabajar así de esta manera, e intentemos concentrarnos en sacar resultados perfectos en pocas piezas.

Si quieres iniciarte en la guitarra clásica o si ya llevas tiempo tocando y deseas mejorar tu practica, puedes unirte a mis cursos de guitarra clásica Online donde en pocas semanas transformaré y mejoraré completamente tu manera de tocar la guitarra clásica ayudándote a mejorar.

 accede a mis cursos.

Ir arriba